Thursday, 9 August 2012

"Mbaara ti ucuru". "War is not porridge".






No hay horarios para morir, no hay horarios para nacer, no hay horarios para ahogarse. Estoy comiendo y me llaman para atender un parto. La tía empieza a desangrarse y yo estoy pensando en qué coño está pasando allá adentro y meto la mano y palpo y tengo hambre y estoy cansada porque no he dormido. Sigo pensando en comida mientras saco gasas empadadas en sangre, y todo se llena de vientre y empiezo a pensar en que se va a morir y mira tú qué gracia que me voy a sentir una mierda. Hostia. La chica me mira antes de desmayarse. Paro la hemorragia. No sé cómo. Alguien me pregunta que si es niño o niña. Yo qué coño sé, la he salvado, punto.

Trato ataques de asma en mi casa. Trato ataques de asma en un bar. No hay agua. Busco las venas con linterna. Se ahogan y ya. Hidrocortisona, adrenalina, lidocaína, y a tope.

Mi gatito de un mes se está muriendo. Pienso en que sufre. Preparo mentalmente lo que le voy a pinchar para que se muera y deje de maullar, que así no puedo hacer la puta digestión en paz.
Cuando era pequeña tuve un gusano de seda, se murió y lloré toda la tarde. Cuando era pequeña tuve una perra, la atropellaron y le estalló la cabeza. Lloré una semana.

Me gustaba el gatito porque era pequeño y suave. Qué pena que esté agonizando y ahora tenga que matarle.

Me gustan mis pacientes porque tienen esperanza. Qué pena que vayan a darse de hostias contra su puta vida hasta que exploten.

2 comments:

  1. En la tierra donde la gente va a gastarse una indecencia d pasta x ver a los siete grandes. Mientras se puede pensar en la receta del licor d naranja.

    Adolescentes sacuden su melena con indolencia milimetrada, mientras pasa un padre tonando d la mano a su hijo, q sufrió parálisis cerebral porque le tocó el 100% de un pequeño 5% de probabilidades.

    Y yo te leo, ajena al Tonight's gonna be a good good night q atrona en el bar.

    Y miro mis manos con uñas d gris Dior recién pintadas.

    Q solo saben teclear lo q te añoro, que te acompaño d corazón.

    Y siento q puedo estrellarme contra mi puta vida y, q d pasar, lo mereceré.

    Y me dará lo mismo.


    Escribes como una diosa.

    EME

    Y mil cosas más.

    Eres grande.

    Miles d besos (hubiera querido apoyarte. Y no me sale bien)

    R

    ReplyDelete
  2. "Cuando era pequeña tuve un gusano de seda, se murió y lloré toda la tarde. Cuando era pequeña tuve una perra, la atropellaron y le estalló la cabeza. Lloré una semana."

    Me gusta como has enlazado con esto... Es muy bello.

    Un abrazo,
    S.

    ReplyDelete