Friday, 18 November 2016

La sangre se me ha plagado de universos, de idiomas, de exilio, de nauseas. Me pregunto si a Dios le dolió tanto crear vida, el génesis, el sí. Me pregunto si es por eso que andamos melancólicos por el mundo, porque el principio no fue el verbo, el principio fue un temblor, un daño en el vientre.

La sangre de mi hijo está llena de desiertos, de hambre, de guerras, de estrellas, de niñas que se casan a los diez años, de niños que se van a la guerra a los doce, de cebras, de océanos manchados de flores, de especias, de muertos. La sangre de mi hijo es sangre vieja. La sangre de mi hijo es revolucionaria. Orgullosa. Valiente.

Mi hijo está tan lleno de vida que se bebe mi aliento. Y yo se lo doy, deseando ser dios, deseando no ser esta carne rota, deseando ser consuelo o nana u hogar. Deseando ser bonita. Deseando ser tierra buena.






1 comment:

  1. Vas a ser mamá? Enhorabuena M !! Mis mejores deseos para ti y tu familia! La vida siempre es magia...

    ReplyDelete