Monday, 26 December 2016

12

1.
Tu padre viene de una tierra regada de sangre. Se sacrifican corderos como ofrenda. Las flores se marchitan sobre el cabello de las mujeres, mientras estas despellejan a los animales y nombran a Dios, nombran a sus hijos, nombran la juventud feroz y sus primaveras de fiebre. Cantan el sol alumbrando la carne. Se manchan la ropa de muerte y luego se lavan rezando la vida.

2.
Decenas de corderos han muerto en mi nombre, sin yo saberlo. Decenas de corderos han muerto en tu nombre, bebé, antes incluso de que te nombrara por primera vez. Antes incluso de que te expresaras en náuseas, de que te anunciaras en días de no saber cómo, ni qué, ni si.

3.
He abolido el sacrificio de la sangre. Le he dicho a tu padre que siembre árboles frutales, que cure enfermos, que invierta en alas para niños cuyas madres no están. Basta de carne. Aborrezco la carne. Temo al Dios que necesita del sacrificio para ser bondadoso y dignarse a mirarnos. Prefiero la pobreza de mirar al cielo y decir: "ni siquiera sé si estás", con las manos vacías que él creó.


No comments:

Post a Comment